CORONAVIRUS: “Los monstruos de la Razón”

Los monstruos de la Razón

 

Carlos Rivas*

 

El Sueño de la Razón Produce Monstruos es un grabado de Francisco de Goya (1746-1828). Fue creado dentro de – y se refiere a – la Ilustración española. La interpretación habitual de esta pieza es que la razón debe guiar a la fantasía para producir arte; sin la razón, la fantasía produce monstruos imposibles.

Resulta interesante observar el hecho que, sin embargo, tanto la imagen como el texto nos muestran lo contrario. El título en inglés es The Sleep of Reason Produces Monsters, pero en ocasiones se traduce como The Dream of Reason Produces Monsters ya que la palabra ‘sueño’ significa tanto ‘dormir’ como ‘soñar’ en español. Con esto en mente nos preguntamos: ¿los monstruos se producen cuando la Razón se duerme? ¿O más bien cuando la Razón sueña, es decir, cuando alcanza su ideal?

En cuanto a la imagen, ¿está el hombre durmiendo? ¿O se está protegiendo de los animales que lo atacan? Podemos identificar tres planos en el grabado; primero, el hombre agachado en el escritorio sobre el texto; a continuación, en un segundo plano, vemos unos animales que podemos identificar y, finalmente, en el fondo observamos animales bosquejados. La representación va más allá de su contexto histórico específico para presentarnos un sujeto dividido, atrapado entre el lenguaje y las imágenes que nos permite vislumbrar lo real.

Esta imagen podría ser una buena representación de la situación actual en medio de esta pandemia que estamos viviendo. La Edad de la Razón mutó, convirtiéndose en la obsesión por el cálculo racional para cumplir uno de los muchos sueños de la razón moderna: la erradicación de las enfermedades infecciosas. En este escenario, el COVID-19 emerge como un relámpago que perturba el sueño colectivo, no sólo el que está ligado al poder de la ciencia, sino también ese otro que proviene del capitalismo relacionado con la productividad imparable.

Como cada vez que surge una crisis, al menos dos niños gritan que viene el lobo de nuevo. El primero – la versión contemporánea de aquellos espiritualistas que reaccionaron ante la difusión de la ciencia en todos los niveles de la sociedad en el siglo XIX – rápidamente aprovecha la oportunidad para declarar la llegada de una nueva era donde los humanos puedan finalmente vivir en armonía debido a un “nivel superior de conciencia”. Nunca me ha quedado claro   del todo cómo algunos actos de bondad aquí y allá son suficientes para creer que se pueda dar un salto tan cuántico, algo que por otro lado es estructuralmente imposible.

El segundo, sólidamente consolidado desde la caída del Muro de Berlín, espera el fin del capitalismo, pero no es capaz de ver que cada aparición de lo real, aunque sacuda el tablero, no ha sido hasta ahora nunca suficiente para cambiar las reglas del juego.

Sin embargo, esta vez tenemos un nuevo grupo. En los Estados Unidos y Canadá algunas personas están protestando por las restricciones y los confinamientos relacionados con el coronavirus. Quieren poner inmediatamente en marcha la economía de nuevo. Están desesperados por seguir soñando (lo que de hecho están pidiendo es seguir con la pesadilla que esas restricciones están tratando de prevenir).

En medio de estas demandas, no puedo dejar de preguntarme: ¿qué se necesita para transformar este sueño colectivo? ¿Cómo podemos, como sociedad, implicarnos más con los monstruos que creamos?

* Psicoanalista. Miembro de la AMP (NLS)

 

Traducido por Amparo Tomás

 

Fuente: http://www.thelacanianreviews.com/the-monsters-of-reason/

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s